Curiosidades sobre los astros, propuestas de observaciones sencillas, aspectos cotidianos pero poco conocidos, todo ello con un enfoque didáctico.

viernes, 29 de noviembre de 2019

Imágenes de dos encuentros

La conjunción de Venus con Júpiter, y sobre todo la visita de la Luna, bien merecen volver a hablar de ellas una vez que ya han ocurrido, recogiendo ahora fotos del fenómeno.

Habitualmente intento que la mayoría de las imágenes que ilustran los artículos de este blog sean mías, y solo en ocasiones muy puntuales he recurrido a fotos obtenidas por otras personas. Hoy hago una excepción porque, junto con algunas otras, realmente merece la pena recoger especialmente las magníficas imágenes que mi amigo Sebastián Cardenete, vicepresidente de la Asociación para la Enseñanza de la Astronomía, ha obtenido de la conjunción Venus-Luna-Júpiter desde Málaga. No es la primera vez que incluyo alguna foto de Sebas en el blog, pero ahora son las protagonistas y por ello este post tengo que dedicárselo a él.

A diferencia de algunas ilustraciones del post anterior, en éste todo son fotografías reales; y mientras que aquel fue un anuncio y propuesta de observación, éste se convierte en una crónica ilustrada del reciente espectáculo.

Preciosa imagen obtenida por Sebastián Cardenete desde Málaga ayer 28 de noviembre donde, de izquierda a derecha, Venus, la fina luna de 2 días y Júpiter destacan en el cielo crepuscular.
Aunque solo sea por seguir un orden cronológico, recogeré primero las imágenes del encuentro y sorpasso de Venus con Júpiter, y a continuación las más espectaculares con la visita de la Luna.

1- Acercamiento y relevo:
  
Después de más de un año (desde septiembre de 2018) en que Venus no realizaba sus apariciones vespertinas, pude verlo por primera vez al atardecer del día 21 de noviembre durante un rato en que las nubes que nos han acompañado en Bilbao durante todo el mes nos dieron un respiro. Ya puse imágenes de esta mi primera visión de los dos planetas en el post anterior, pero incluyo ahora otras similares del mismo día para incorporarlas al relato completo:

21 -11-2019. Con esta imagen ya cerca de Júpiter (arriba de la foto), se inaugura la temporada en que el brillante Venus (centro derecha), el astro más destacado en nuestro cielo después del Sol y la Luna, nos ofrecerá fotogénicos atardeceres. Será hasta finales de mayo.
Esta aparición de Venus va a suponer un relevo porque Júpiter, que se  nos viene mostrando desde enero (desde verano al principio de la noche) va a dejar de verse en unos días. Mientras, podemos disfrutar este breve intervalo de atardeceres con los dos brillantes planetas, aunque Júpiter cada vez en peores condiciones una vez que le ha dado el relevo a Venus como “lucero” más destacado.

Los días siguientes de la primera aparición de Venus se pudo apreciar su acercamiento paulatino a Júpiter. Todas las imágenes de esta serie, están a una misma escala angular para apreciar mejor las  posiciones relativas de los dos planetas, aunque para ello he tenido que recortar alguna de ellas.
Desde Bilbao, el día 21 como la anterior

El día 22 no pude verlos, pero me pasó esta imagen mi amiga Chelo Fernández Guadian desde el centro de Sevilla

El 23, desde la Isla de la Cartuja, también en Sevilla, aunque la imagen obtenida con mi móvil no tiene calidad

El día 24, justo en su máxima aproximación, tuve la suerte de fotografiar la conjunción desde la ventanilla del avión camino de vuelta a casa, por encima de las nubes sobre la provincia de Burgos o Álava.

2- Haciendo hueco para acoger a la Luna
  
Los días posteriores a la conjunción o máxima aproximación de Venus y Júpiter, he vuelto a tener los cielos de Bilbao totalmente nublados pero no me resisto a “robar” unas imágenes de la galería de Spaceweather.com. En este caso no ha sido posible contactar con sus autores para solicitar su permiso, pero creo que no les molestará que utilice sus fotos, citándoles.

Después de la conjunción del día 24, los dos planetas se van separando y haciendo hueco para que el día 28 la Luna se coloque entre ellos, a la vez que Venus supera en altura a Júpiter.


El día 25 . Roblin obtuvo esta imagen desde Alemania, cuando todavía Júpiter estaba más alto.
El día 26, David Lee desde Canadá los captó casi a la misma altura
Gilbert y Teresa Plumer desde Florida, el día 27, cuando ya Venus estaba más arriba.

2- El espectáculo   
  
Como he dicho al principio, la excusa y el protagonismo de este post era la elaboración de una crónica en imágenes de la magnífica conjunción del día 28.
La clave estaba en las fotos del fenómeno y, como de costumbre en estos casos, las previsiones meteorológicas para mi localidad eran pésimas. Incluso en toda la península Ibérica solo se salvaba Andalucía.

Por eso recurrí a mi colega y amigo Sebas de Málaga y aún suponiendo que, tal como hace habitualmente, estaría al pie del cañón, incluso se las pedí previamente a producirse el fenómeno porque sabía que podría obtener unas imágenes magníficas. Y así fue.
Además de la que abre este artículo, aquí están algunas de ellas:


La imagen de los tres astros llama la atención sobre el cielo malagueño aún brillante al comienzo del crepúsculo vespertino.

Aproximándose al horizonte SW perfectamente trazado bajo el limpio cielo

En este plano más cercano, además de apreciarse la luz cenicienta de la luna, puede distinguirse la estrella 1 Sgr que pronto sería ocultada por la Luna (un débil puntito a su izquierda arriba) y, ampliando la imagen, los 4 principales satélites de Júpiter.

3- Despedidas

Esta misma tarde, el 29 de noviembre día siguiente a la conjunción, ya se ha podido ver a la Luna despidiéndose de los dos planetas en el cielo de Bilbao, donde por fin hemos disfrutado de un día con pocas nubes, y se intuye también la próxima despedida de Júpiter, que no se ha dejado ver claramente hasta que estaba ya cerca del horizonte, próximo a ponerse, a la derecha de la imagen:


29-11-19 desde Bilbao. La Luna se aleja ya de Venus, situado próximo al centro de la imagen, mientras Júpiter, abajo a la derecha se irá viendo cada día en peores condiciones.




El movimiento relativo de Venus y Júpiter respecto a las estrellas o respecto al horizonte

Para apreciar mejor el movimiento relativo de los dos planetas durante estos días, añado dos gráficos con las posiciones exactas de Venus y Júpiter desde el día 21 de noviembre hasta el 28.

En el primero, respecto a las estrellas, se puede apreciar que ambos planetas se mueven hacia el Este (hacia arriba a la izquierda), pero Venus mucho más rápido que Júpiter:
A las posiciones de los planetas y la Luna tomadas de una de las fotos de Sebas, se han copiado los planetas en las posiciones que fueron ocupando en las distintas fechas, y se ha añadido añadido la de la Luna el día 27 y las de tres estrellas de referencia, que evidentemente durante el crepúsculo no se han podido observar.


En este otro gráfico se recogen las posiciones respecto a los horizontes de Bilbao y Málaga, a las 19 h (18 T.U.) durante las mismas fechas:
La diferencia de longitud y latitud de las dos ciudades hace que a una misma hora los astros se vean a diferente altura, y que la inclinación de la imagen respecto al horizonte sea diferente. 
Tomando la misma foto que en el anterior gráfico (desde Málaga). Se han copiado los planetas en las distintas posiciones y se han dibujado 3 estrellas de la zona, como referencia.
De un día para otro a una misma hora las estrellas se van desplazando respecto al horizonte. Por ello en las observaciones reales, en que la referencia es precisamente el horizonte y las estrellas en el crepúsculo prácticamente no se podían apreciar, ha parecido que Júpiter fue también al encuentro de Venus (hasta el máximo acercamiento del día 24) moviéndose hacia el Oeste, incluso hasta el punto de casi finalmente "escaparse de la escena" por el horizonte (sobre todo desde Bilbao),  aunque en realidad sobre el fondo de las estrellas no fue así.



El camino de la Luna hasta colocarse entre los dos planetas:
   
Los tres protagonistas de esta historia se han ido moviendo a lo largo de estos días, como colocándose cuidadosamente en su lugar adecuado en el escenario celeste. 
Pero visto desde nuestro planeta la Luna se desplaza muchísimo más rápido que Venus o Júpiter, de manera que solo durante una fecha se encontró situada entre los dos, en la escena clave de toda esta obra: el día 28. Prácticamente el primer día en que podía ser visible (desde casi todos los lugares) después de la fase nueva.

Desde un lugar concreto la observación del fenómeno solo ha sido posible durante un corto periodo de tiempo, no mucho más de una hora, desde que los astros empiezan a distinguirse en el todavía brillante cielo del crepúsculo vespertino hasta que se ponen por el horizonte SurOeste.

Por eso, aunque desde algunas “butacas del teatro” (desde alguno lugares del planeta) la visión ha correspondido con un  momento ideal de la escena, desde diferentes lugares del globo se han podido apreciar los distintos momentos y posiciones relativas de la Luna respecto a los dos planetas.

Habiéndose producido la fase nueva el día 26 a las 15:08 T.U., desde Europa fue casi imposible verla en el atardecer del día 27, con una edad en torno a las 26 horas (más o menos según la zona), y la eclíptica poco inclinada respecto al horizonte en los atardeceres de otoño. 
Yo nunca la he "capturado" tan fina (mi "marca" está en las 29 horas), aunque si hay alguien que puede hacerlo, es el cordobés Paco Bellido, que obtuvo esta magnífica imagen en la que ya aparecen los tres protagonistas:
Posiblemente la primera imagen que se haya obtenido, en la previa de la conjunción, en la que aparezcan la Luna (a la derecha abajo), Venus y Júpiter.

Pero las condiciones fueron mucho mejores en América, con la fase lunar un poco mayor en el crepúsculo (más de 30 horas después de nueva) y sobre todo en lugares más meridionales con la eclipitica mucho más vertical.

Desde Florida, Jan Kobak la captó en esta imagen cuando aún estaba lejos de la pareja de planetas en el atardecer del día 27:


Horas más tarde, Filipp Romanov, desde Nadhodka en la zona más oriental de Rusia, la pudo ver ya más cerca de los dos planetas, cuando allí ya era el día 28.

Andreas-Stoeckl la fotografió desde Alejandría, ya entre los dos planetas, pero aún más cerca de Júpiter que de Venus:

Y para acabar, unas horas después, en los momentos del crepúsculo en la península Ibérica, otra de las imágenes de Sebastián Cardenete desde Málaga, sin que la contaminación lumínica de la ciudad lo impida, donde la Luna ya está más cerca de Venus.

No hay comentarios:

Publicar un comentario