Curiosidades sobre los astros, propuestas de observaciones sencillas, aspectos cotidianos pero poco conocidos, todo ello con un enfoque didáctico.

sábado, 28 de diciembre de 2019

Hoy toca inocentada

He estado dudando sobre qué título ponerle a este post, pero al darme cuenta de que iba a publicarlo precisamente hoy 28 de diciembre, lo he tenido claro.



Porque como una inocentada puede calificarse: una de las típicas bromas que se suelen gastar el día 28 de diciembre, y lo único que no cuadra es que estas dos noticias se publicaron hace ya más de una semana, cuando en realidad hubieran sido mucho más adecuadas para el día de hoy. Y por supuesto, aparecieron en numerosos medios.

El tema no es nuevo…, pero ya cansa.
Es curioso, porque aunque podrían calificarse totalmente como “fake news”, estas noticias suelen  aparecer en medios de comunicación pretendidamente serios, como puede comprobarse sin más que hojear el resto de noticias de estos diarios digitales.

Tampoco se trata de los titulares de esos vídeos que hacen furor en canales donde un día nos hablan de lo que la NASA nos oculta sobre las instalaciones extraterrestres que sus astronautas encontraron bajo el suelo de la Luna y unas semanas después aportan nuevas pruebas de que el viaje del Apolo XI fue solo un montaje y nunca llegamos a nuestro satélite.
No. Simplemente son noticias totalmente falsas, aunque vendan mucho porque el titular es atractivo, y ¡quien va a quedarse con la duda de si va a poder celebrar el cotillón de nochevieja y la comilona de año nuevo! Atraerán lectores y harán ganar dinero por publicidad.

Pero son absolutamente falsas. Nunca ha habido ningún peligro de que estos dos asteroides chocaran con la Tierra.

De hecho, en estos días hay muchos otros asteroides que, aunque tampoco nos darán, se acercarán o se han acercado mucho más.
Listado de asteroides que se acercarán durante estos días en el que se han remarcado los dos anunciados en las noticias.
 La distancia viene dada en Distancias Lunares (384000 km) y el tamaño en metros. Tomado de spaceweather.com.
¿Por qué se cita éstos dos? Posiblemente por el tamaño y por lo que supone de atractivo morboso el regodearse en la lectura de las catástrofes que provocarían si impactaran. 
Pero además de que han pasado muy muy lejos como para provocar el más mínimo temor, si las órbitas no cambian drásticamente nunca chocarán con la Tierra. En el anexo se explica el motivo.

Aparte de eso hoy no voy a extenderme mucho más con el tema e intentaré dar una explicación más detallada de la situación, aportando datos técnicos concretos sobre el peligro de impacto de asteroides el 13 de abril, fecha clave en que el más peligroso, Apophis, en más de una ocasión sí se aproximará de una manera clara y ese sí es un posible impactor, aunque sea un 13 de abril de dentro de muchos siglos.

Solo añadir ahora una imprecisión más de la noticia:

Parece que 216258 "el segundo" nos podría caer encima casi cuando estemos preparando las uvas, pero no. Mirando la relación anterior, se ve que en realidad se acercó el día 20, incluso antes que el otro.

Por cierto, a pesar de que de la noticia se pueda deducir lo contrario, aunque fue descubierto 6 años después (no ha sido detectado ahora como se sugiere), la órbita de éste (216258 - 2006 WH1) fue determinada mucho antes que el otro (310442 – 2000 CH59) como claramente indica su número, que se asigna una vez conocidos todos los parámetros. Estos periodistas … deben andar un poco despistados.

En cualquier caso, ¡vale ya! Estos titulares se repiten frecuentemente de manera totalmente injustificada. 
Me ocurrió este verano: Unos padres preocupados por la actitud de su hijo preadolescente, me lo trajeron para que le tranquilizase y le dijese que era mentira eso de que en octubre un asteroide iba a acabar con la humanidad. Parecía incluso traumatizado por la perspectiva de que le quedaba poco de vida… Porque en aquella ocasión se difundió el bulo, incluso de manera mucho más insistente que ahora.
Y a ver cómo le convenzo yo de que en toda su vida no va a ocurrir algo así, si en los sitios que él lo lee dice que sí.





Ambos asteroides tienes los nodos muy lejanos a la órbita terrestre. Aunque la inclinación orbital es pequeña y por eso pasan relativamente cerca, si la órbita no se modifica nunca podrán chocar. En el momento de máxima aproximación  ambos pasan por debajo de la eclíptica, a una distancia mayor a los 5 millones de kilómetros, más de 15 veces la distancia a la Luna, lo que es un margen suficientemente amplio como para no preocuparse, aunque la reducida escala de los gráficos pudiera indicar lo contrario.
La clave de la peligrosidad de un asteroide no está en que visto en planta su órbita se cruce con la de la Tierra (de esos hay muchos miles), sino de que atraviesen el plano de la eclíptica cerca de la órbita terrestre: que los nodos estén próximos a ella. En estos dos casos no ocurre.

En este caso parece que se acerca mucho más que el anterior, pero es porque la escala del gráfico es diferente, al tener el asteroide una órbita mucho más grande.

A estos asteroides cercanos a la Tierra se les realiza un seguimiento continuo por si pudieran modificarse las órbitas debido a interacciones gravitatorias. Pero en estos dos casos, aunque cambiasen las posiciones de los nodos, éstos están suficientemente lejos. Únicamente si se modificase la inclinación orbital podrían acercarse más, pero este parámetro es más difícil de que varíe o, en estos dos casos, que se acerque más al de la Tierra.

Con eso y todo, como los periodos no son proporcionales a los de la Tierra, tienen que dar muchas vueltas para que dentro de muchos años, vuelvan a acercarse de nuevo y nos recuerden la navidad, porque también ocurrirá en estas fechas: Las órbitas se aproximan siempre en el mismo punto, y la Tierra pasa por ahí en las mismas fechas. 

Aunque en realidad las fechas en que la Tierra pasa por un punto concreto de su órbita van variando muy lentamente con la precesión de los equinoccios y por ello cuando estos asteroides sigan acercándose al cabo de ... unos 25000 años, cuando casi con seguridad aún no hayan impactado, estará empezando el invierno en el hemisferio Sur.




Pero se puede intentar analizar la situación en los próximos años:


¿Cuándo volverá a encontrarse la Tierra con cada uno de ellos? Como se ha dicho, si sus órbitas no cambian, deberá ser en estas mismas fechas de final de año porque el punto de encuentro es fijo y la Tierra tarda un año en volver a colocarse en ese lugar (si pasa mucho tiempo habrá que añadir algún día más por la precesión, a razón de 1.5 días por cada siglo aproximadamente)

- El siguiente gráfico recoge las posiciones del asteroide 310442 cuando la Tierra está en el punto de encuentro.


Se puede apreciar que como el asteroide 310442 tiene un periodo de solo 292.79 días (algo más corto que el de la Tierra) cuando nuestro planeta vuelve al lugar de mayor proximidad con su órbita (en este siglo el 26-12) el asteroide ya pasó por ese punto 72 días antes y ya estará mucho más adelantado.
Pero 292.79 x 5 está próximo a 365.25 x 4 y por ello dentro de 4 años (en 2023) estará a punto de sacarle una vuelta, y pasará relativamente cerca, pero mucho menos que ahora.

Dentro de un siglo, en 2120, vuelven a encontrarse en el lugar de mínima distancia, el 28 de diciembre, cuando el asteroide haya dado casi exactamente 126 vueltas y la Tierra 101 (101 años y 2 días por la precesión). Todo esto si el asteroide no sufre modificaciones importantes en su órbita.

- En el caso de 216258, las posiciones serían las siguientes:

Como este asteroide tiene un periodo de 790.72 días, cuando la Tierra ha dado una vuelta éste habrá recorrido algo menos de la mitad de su órbita. En 2 años (730 días) le falta todavía bastante para llegar nuevamente al punto de encuentro pero, como pronto pasará por el perihelio, en 3 años ya se ha pasado a la parte opuesta habiendo ido más rápido de la media. Aunque en 2032 se aproximará un poco, y cada 13 años también aunque cada vez menos, 
Los números de los periodos de la Tierra y el asteroide no tienen un múltiplo entero común cercano, por lo que no vuelven a coincidir en el punto en que se aproximan sus caminos en varios siglos.

Mientras, nadie volverá a repetir con los mismos protagonistas la inocentada de este año.



No hay comentarios:

Publicar un comentario